8 factores que pueden dañar su marca

Las marcas son cada vez más vulnerables y el más mínimo error puede deteriorarla o incluso acabar con ella

8 factores que pueden dañar su marcaLa marca es la tarjeta de visita de una compañía, es lo que la hace fácilmente reconocible. Una buena imagen de marca ayuda a las ventas y a la estabilidad de la compañía, ya que la hace más visible de cara al público. Pero estar más visible también implica exponerse a distintos factores que pueden dañar la propia imagen de la marca o incluso de la compañía.

Estos factores que pueden dañar la marca pueden ser tanto externos e internos y manifestarse de múltiples formas. Algunos de ellos pueden ser evitables, como es el caso de los siguientes ocho factores que podrían dañar su marca.

Falta de planificación

Sea lo que sea que vaya a realizar bajo el estandarte de su marca, ya sea de cara al público o a nivel interno, sin la debida planificación puede convertirse en una auténtica catástrofe para la misma, errores de producción, de gestión, de logística, de marketing, de atención al cliente, calidad… y así un largo etcétera. Antes de ejecutar, planificar.

Imagen de marca inconsistente

Hablando de planificación, lo primero que debe planificar es la creación de un manual de identidad corporativa de la marca: colores, tipografías, diseños de papelería, logotipo, uniformidad de los empleados, e incluso el tono y trato que se le dará a los clientes (serio, más informal, de tú a tú…). Todos estos factores ayudan a establecer una imagen de marca más consistente. Por supuesto seguramente necesite apoyo profesional para crear este manual.

Producir contenido de baja calidad

Cada vez más empresas se han subido al carro del marketing de contenidos para lograr un mayor alcance y mejorar su SEO. El problema reside en la calidad de estos contenidos. Cuando la calidad de los contenidos es baja puede estar favoreciendo al SEO, pero no a las ventas ni a la imagen de la marca. Lo realmente triste es que la calidad de los contenidos en ocasiones es nula.

Promesas incumplidas

Al igual que sucede en la política, las promesas incumplidas dañan seriamente la imagen de la marca a ojos de los consumidores. No prometa nada que no pueda cumplir. Es muy habitual crear ciertas expectativas respecto a un nuevo producto de la marca, a mayor expectativa, mayor probabilidad de que el cliente sufra una decepción. A mayor decepción, mayor deterioro de la confianza en la marca.

Subestimar las oportunidades del marketing digital

Parece mentira pero todavía son muchas las marcas que no confían en las nuevas tecnologías para llegar a más público, o que si han empezado a confiar no lo han hecho en profundidad abarcando todos los frentes disponibles. Cada vez son más las empresas que están presentes en alguna red social, pero se olvidan del email marketing, de establecer un ecommerce y mejorarlo con funciones como la personalización de productos. El marketing digital nos ofrece cada vez más oportunidades y debe aprovecharlas todas.

Ignorar al público

No escuchar a su público es uno de los mayores errores que puede cometer. Escuchar a su público le permite identificar nuevas oportunidades de negocio, detectar y subsanar errores de la marca, o incluso descubrir nuevos mercados. ¿Cómo escucharlo? Bien sencillo, abra sus “oídos” o dicho de otra manera, ponga a disposición de su público todos los canales de comunicación que tenga a su alcance (redes sociales, email, blog, clic to call, chat online, videoconferencia, call center…) Escuche, aprenda y avance hacia una marca mejor.

“Diseño” web

Una web mal diseñada, que resulte confusa para los visitantes, que sea lenta o poco intuitiva, que entorpezca la labor de compra o la simple búsqueda de la información deseada en cada momento, o algo tan simple como el bombardeo masivo de pop-ups publicitarios pueden convertir la experiencia de usuario en una auténtica pesadilla. Esto causa rechazo e incluso se crea una sensación de descuido que se asocia a la marca. Si descuida su web, los clientes pueden pensar que también puede estar descuidando sus controles de calidad, de atención al cliente, etc.

No saber distinguir entre ser diferente y ser ofensivo

Muchas veces las marcas buscan distinguirse de las demás intentando hacer “algo nuevo”, “algo transgresor” o “algo viral”. El problema es que este intento por diferenciarse es siempre un arma de doble filo, ya que seguramente conseguirá que la marca se distinga entre las demás, pero puede ser por haberse convertido en el blanco de las críticas de la opinión pública, desencadenando una crisis de la que sería difícil salir. Es esencial saber distinguir entre ser diferente y ser ofensivo, por supuesto especialmente en este caso no se olvide del punto 1, planifíquelo hasta el último detalle, incluso un plan de actuación en caso de una crisis en los medios.

Comparta este tweet!

  • Las marcas son cada vez más vulnerables y el más mínimo error puede deteriorarla o incluso acabar con ella. ¡Twittear!
  • Antes de ejecutar, planificar. ¡Twittear!
  • Lo realmente triste es que la calidad de los contenidos en ocasiones es nula. ¡Twittear!
  • Escuche, aprenda y avance hacia una marca mejor. ¡Twittear!

Desde YooSell les queremos ayudar a impulsar sus ventas en su negocio online. Háblenos de su proyecto y le ayudaremos a aumentar sus ventas. Para mayor información, contáctenos.

Imagen en Pixabay.com